Decorar integrando piezas de herencia


Siempre es una suerte heredar una pieza de mobiliario o decoración. Lo difícil, a veces, es integrarla con las preexistencias, es decir, con el mobiliario que ya tenemos, y con el estilo decorativo que nos define. ¿Qué hago yo ahora con la mesa de la abuela? ¿O con ese par de sillas aparentemente -digo aparentemente porque todo merece una segunda oportunidad- desvencijadas?

En mi casa, desde luego, no cabe la posibilidad de que todo el mobiliario parezca sacado de un catálogo contemporáneo. Mis mayores tesoros son todas las piezas que he heredado de mi abuela y que desprenden un altísimo contenido emocional; cada vez que los miro o paso por delante, no puedo evitar una sonrisa, no puedo evitar acordarme de ella. Y eso son muchas sonrisas al día. Supongo que os pasará algo parecido, aunque en muchos casos esa pieza "intrusa" parece que no encuentra su sitio en casa. Aquí os dejo unas pistas:



1. Mezclar lo nuevo con lo viejo añade interés. Si lo viejo tiene mucho peso visual (maderas oscuras, muebles de líneas muy contundentes) puedes aligerar la mezcla con materiales como el policarbonato. Las sillas Louis Ghost mezclan un estilo clásico con un material contemporáneo, y quedan bien prácticamente en todos los espacios. Ellas, al igual que las lámparas de cristal, relajan el ambiente haciendo que el aparador y la mesa resulten más livianos. Los portavelas de cobre antiguos, mezclados con los de vidrio de Ikea crean un centro de mesa fantástico, ¿verdad?


2. Si hay muchas piezas antiguas (las sillas Thonet, el candelabro de hierro) como contenido, intenta que el contenedor sea lo más sencillo posible. Aquí han acertado al combinar una estancia sin molduras en los techos, y con una sencilla chimenea, con piezas de decoración de diferentes épocas.




3. Hazlo divertido. El mix de mesa clásica con sillas de colores es una declaración de intenciones, una manera de quitar seriedad al mobiliario heredado y recuperado y, además, una forma de conseguir un ambiente totalmente único.


4. Tengo una amiga pintora que se esfuerza por pintar retratos que no tengan problemas en heredar los familiares del retratado, una vez que éste haya pasado a mejor vida. Busca actitudes relajadas, tratamientos casi publicitarios del retrato. Si no has tenido esa suerte, una galería de clásicos también puede tener su interés. Y también le puedes dar la vuelta a algunos cuadros, o mezclarlos con carteles actuales, buscando el contraste.


5. Cualquier rincón de casa es bueno para crear impacto con las mezclas. En este baño, la encimera de cemento pulido es una base neutra, que crea una buena sinergia con el espejo oval de madera tallada.

En cualquier caso, ¡no lo tires! seguro que puedes darle un buen uso a esa pieza de herencia con sabor de antaño y que, además, seguro que te trae buenos recuerdos.

imágenes: 1. Bolig Magasinet 2.Bo Bedre. 3.Pinterest 4. Pinterest 5..Pinterest 


5 comentarios:

Me encantará comentar esta entrada contigo

© Ministry of Deco | Diseño por Photonica