Deconiños: volvemos a los juguetes simples

No hemos visto mejor manera de enlazar las mañanas en la playa con las mañanas en el colegio, que componiendo un alfabeto de juguete con pequeños cantos rodados. A las niñas les encanta llevarse siempre una piedra, una concha, incluso un alga, en fin, un pequeño souvenir de la playa. Afortunadamente la tenemos cerca; en verano jugamos con las piedras y nos bañamos, en invierno vamos a tirar piedras al mar, como si alguna vez se fueran a terminar. Y es en estos momentos cuando te das cuenta de que los mejores juguetes son los más simples, que la vida puede ser mucho más sencilla de lo que es y de que, a menudo, somos los padres los que buscamos complicarla.



Por ello, cuando Limón & Nada me pidió que os hablara de su última campaña, me pareció que estaba muy en sintonía con lo que pienso de los juguetes. Hacerlos juntos, disfrutar pensándolos y después disfrutarlos puede ser más satisfactorio que amontonar juguetes con pilas, y esa grata sensación es la que tuve cuando hace poco montamos el puesto de mercado para jugar.
Back to basics, vuelta a los básicos, a la vida sin tantos aditivos, eso es lo que cuentan en su campaña; en su web le dan un empujoncito a la imaginación para que veamos que, al final, lo importante es darle cancha a la creatividad, con un palo, con una piedra, con una caja,... (Puedes verlo haciendo click en este link).




 Pinté las piedras con rotuladores, algunos de ellos con purpurina, y dupliqué las vocales y algunas letras más para que pudieran componer más palabras. Los niños son sinceros, y si mi sobrina enseguida me pidió un alfabeto para ella, será porque le gustó formar y formar palabras; a mi me gustó probar las onomatopeyas "a ver, ¿qué ruido hace un coche? ¿y un paquete cuando cae al suelo?"... lo dicho, back to basics.

7 comentarios:

Me encantará comentar esta entrada contigo

© Ministry of Deco | Diseño por Photonica