En detalle (toma 16): cuadros que descansan


Detalles que me han gustado para colocar cuadros, y sin hacer agujeros en la pared, es decir, apoyándolos en el suelo. En la primera imagen, varias planchas (de madera, creo) sirven como trasera y fondo para un mullido sofá. Además, albergan apliques de pared, con lo cual se convierten en una solución perfecta para pisos de alquiler o gente que, como yo, puede ser más o menos mañosa pero no se apaña con un taladro. Los apliques,sujetos a las planchas, proveen de esa iluminación puntual poco intrusiva tan necesaria en un salón y, además, son movibles, sencillos de montar y no necesitan perforar las paredes, y nos permiten tener un aplique sin punto de luz en la pared. El cable es fácil de disimular, así que me apunto este gran detalle decorativo.


Una gran dosis de minimalismo y de aire casi monacal en este rincón de un salón en tonos neutros. La imagen del lienzo, igualmente neutra, reposa directamente sobre el suelo, consiguiendo un estilo relajado para todo el conjunto. Genial porque, de nuevo, no tenemos que hacer agujeros en la pared.


Y, por último, un detalle igualmente inspirador, un cuadro con mensaje sobre un aparador de estética retro. Algunas cosas requieren tiempo, una verdad aplastante que, a veces, con las prisas, olvidamos recordar.

Que tengáis un gran jueves!

imágenes: 1. 2.3 

0 comentarios:

Me encantará comentar esta entrada contigo

© Ministry of Deco | Diseño por Photonica